Cardenales en Espanol

Print
RSS

D.J. Humphries, como siempre, se mantiene positivo

Posted Feb 12, 2018

El tackle izquierdo que viene de una lesión de rodilla, espera regresar al campo

D.J Humphries tackle de Cardenales siendo presentado antes del partido en el que sufrió la lesión de rodilla que puso fin a su temporada el año pasado.

DJ. Humphries nunca había resultado lesionado anteriormente, al menos hasta el punto de requerir una cirugía mayor.

Así que, cuando el tackle izquierdo se lesionó la rodilla derecha durante el partido del jueves por la noche contra Seahawks la temporada pasada, hubo un destello de pánico, creyó con seguridad que su LCA estaba desgarrado.

“Pensé, ‘Solo sáquenme del campo. Sé que todo en mi rodilla se ha desgarrado,” comentó Humphries el jueves por la noche durante una entrevista en el programa radial “Big Red Rage” y su edición final de la  temporada. “Cuando hicieron la resonancia magnética, o incluso cuando los médicos lo palparon, sabían que no era el LCA. Yo pensé, ‘Genial, todo lo demás, puedo lidiar con eso.’ ”

Humphries se está rehabilitando ahora, confiando en su situación. No sabe con exactitud cuándo podría regresar a jugar – aunque se mantiene optimista de poder regresar al campamento de entrenamiento – aunque al menos “estoy recuperando mis pasos de baile,” dijo con una sonrisa.

Cardenales requieren a Humphries, quien en este momento parece ser una de las pocas certezas ofensivas para un equipo con nuevo cuerpo técnico. Todos los equipos quieren asegurar a un buen tackle izquierdo, y Cardenales creen que la selección de primera ronda del 2015 estaba progresando en esa dirección durante el 2017 – hasta que las lesiones se interpusieran en el camino.

Humphries se torció la rodilla ocho jugadas ofensivas después de iniciada la temporada. Regresó unas semanas más tarde y estaba contento con su progreso en cuatro partidos antes de que su rodilla dislocada, su cuádriceps desgarrado y el ligamento patelofemoral medial desgarrado pusieran fin a su temporada.

Sin embargo, esa misma perspectiva positiva que Humphries lleva consigo a diario lo ha ayudado en su regreso.

“Cuando era niño, desarrollé un estado mental estilo, ‘Muy bien, eso no está bien, sin embargo tengo que descubrir cómo enfrentar lo que viene,’ ”  expresó Humphries. “Algo así como, la casa se está incendiando pero todavía tengo que sacar mis cosas. Me condiciono a pensar de esa manera.”

Humphries está enfrentando al cambio de entrenadores – con Steve Wilks reemplazando a Bruce Arians, junto con la subsecuente transición de personal por venir – de la misma manera.

“Para mí, personalmente, el optimismo es clave,” señaló Humphries. “Nada va a funcionar si no lo compramos.”

Como Humphries lo señaló durante la temporada, a la edad de 24 años él es una persona – y un jugador – muy diferente al hombre que fue seleccionado en la primera ronda del draft y que posteriormente pasó su temporada de novato inactivo durante todos los partidos.

“Tuve que darme cuenta, ‘hermano, esto no es un juego,’ ” señaló Humphries. “ ‘La gente no está aquí jugando contigo.’ Estás costando una gran cantidad de dinero a la gente en este edificio que espera un retorno de la inversión y los estás haciendo parecer estúpidos en este momento. Cuando eso comenzó a hacer clic para mí ... eso es estar creciendo.”

No obstante, Humphries también porta con orgullo su historia, porque finalmente lo ha llevado a donde está, e insiste en que lo llevará a donde quiere ir.

“Es algo que, si tienes una carrera realmente buena, ese será el punto focal de la charla en, digamos, 15 años. ¿Sabes a qué me refiero?” apuntó Humphries. “Pienso en eso a menudo. ‘Sí, fue difícil por un minuto, sin embargo, cuando realizamos el discurso del Salón de la Fama, de eso vamos a hablar. Hablaremos de mí permaneciendo en la banca durante mi año de novato.’

“Ese es el tipo de situaciones que me recuerdo a mí mismo, que si pierdo este entusiasmo, volveré a la banca.”