Cardenales en Espanol

Print
RSS

Un Vistazo Al Panorama NFC

Posted Feb 6, 2018

¿Qué equipos podrían desafiar a Eagles en 2018?

Zach Ertz ala cerrada de Eagles anotando el touchdown para retomar la delantera en el Súper Bowl.

Eagles y Patriots jugaron el domingo uno de los Súper Bowls más divertidos de todos los tiempos, y los seguidores de Filadelfia no olvidarán pronto los increíbles recuerdos de ese viaje.

Mientras se deleitan con esa felicidad de un futuro previsible, las otras 31 barras de aficionados están listas para darle vuelta a la página.

Para el lunes por la mañana, ESPN ya había publicado su clasificación de poder “demasiado anticipada” para el 2018, colocando a Patriots como No. 1 y a Eagles un puesto detrás. No es una sorpresa ver a los dos campeones de la conferencia en la cima de la jerarquía, y Patriots continuarán liderando hasta que Tom Brady y Bill Belichick decidan retirarse.

Sin embargo, ¿qué hay de la NFC? Ha sido la conferencia más volátil en los últimos tiempos, con los equipos que disputa el Súper Bowl garantizando poco para el año siguiente.

Panthers ganaron 15 juegos en 2015 y llegaron al Súper Bowl, sin embargo después de eso su marca es de 17-15 sin una victoria de postemporada en las últimas dos temporadas. Falcons tuvieron una ofensiva dominante en 2016, no obstante retrocedieron esta temporada a pesar de contar con el mismo personal.

Por otro lado, poco se esperaba de Rams, Saints y de estos Eagles campeones en 2017, aunque todos terminaron entre la élite de la conferencia.

Entonces, ¿qué hacer de cara a la temporada 2018?

Mientras que algunos ganadores del Súper Bowl retroceden en base a las realidades del tope salarial o menos afortunados regresos, Eagles no parece un equipo que se encamina por ese sendero. Lideraron la NFC en diferencial de puntos con un más 162 durante la temporada regular, demostrando que la marca de 13-3 no fue casualidad, y aunque tendrán que hacer algunos movimientos para quedar por debajo del tope salarial, la presencia de Carson Wentz quien aún está bajo un acuerdo de novato les da mucho más margen para maniobrar que un equipo que le paga a un mariscal estelar su valor en el mercado.

Eagles pudieron absorber su lesión porque cargaron ambos lados del balón con jugadores de alto calibre, mientras que también pagaron a Nick Foles más de lo que habitualmente se le paga a un mariscal reserva, Foles terminó como el Jugador Más Valioso del Súper Bowl.

Mientras que Eagles están en posición para competir de nuevo en 2018, hay una gran cantidad de equipos pisándoles los talones.

Pocos vieron venir el surgimiento de Rams en 2017,  y ellos también tienen al mariscal Jared Goff bajo contrato de novato. Debería mejorar en su tercera temporada, mientras que el corredor estrella Todd Gurley y el impresionante tackle defensivo Aaron Donald son piezas jóvenes y de gran impacto.

Saints agregaron una gran cantidad de talento por medio del draft, y se quedaron a una milagrosa atrapada para touchdown de Stefon Diggs para llegar al Campeonato de la NFC. Mientras Drew Brees continúe jugando a un alto nivel, New Orleans debería competir.

Hablando de Diggs, Vikings tienen una gran defensiva y un extenso cuerpo de receptores, aunque actualmente no tienen mariscal de campo bajo contrato. Al igual que Eagles, son un equipo con una estructura impresionante y deberían ser capaces de encontrar el éxito sin importar quién termine como mariscal titular en 2018.

Luego están equipos como Cowboys, Packers, Panthers y Falcons. Dallas dio un paso atrás en 2017, aunque también tiene un mariscal de campo estelar bajo contrato de novato, entre tanto Green Bay es factor, siempre y cuando Aaron Rodgers se mantenga saludable, por lo que podría estar en la mezcla una vez más. La viabilidad de Carolina está estrechamente ligada a su juego aéreo. Cam Newton deberá regresar a su forma del 2015 y requiere más armas, mientras el cuerpo técnico de Panthers sufrió cambios importantes en ambos lados del balón.

Seahawks son un comodín. El mariscal Russell Wilson es una estrella, sin embargo no se sabe cómo lucirá el resto de la ofensiva y como se verá la defensiva después de una crítica temporada baja ya que el entrenador en jefe Pete Carroll también cambió a gran parte de su cuerpo técnico.

¿Dónde, exactamente, coloca eso a Cardenales?

Al igual que Eagles y Vikings, Cardenales tienen una defensa que no otorga mucho y en el lado ofensivo a creadores de grandes jugadas. Con un fuerte juego de mariscal de campo, es fácil imaginar un escenario en el que el equipo regrese a la pela por la postemporada. Sin embargo, hasta que se resuelva esa posición, es imposible saber cómo se constituirá el equipo.

La historia reciente sugiere una cosa: no se requiere mucho para que los aspirantes a contendientes caigan y los equipos de niveles inferiores asciendan.

El gerente general, Steve Keim, a menudo ha hablado de seguir siendo competitivos todos los años, vigilando la salud de la franquicia tanto a corto como a largo plazo.

Puede que Cardenales no estén por ahora en la conversación de los favoritos de la NFC, no obstante,  solo toma algunas decisiones astutas durante la temporada baja para cambiar esa historia.