Arizona Cardinals Home: The official source of the latest Cardinals headlines, news, videos, photos, tickets, rosters and game day information

Intercambio desde una perspectiva diferente

Para los Cardenales que han sido intercambiados, es una situación diferente y, a veces impactante

IntercambioPerspectivaDiferente.jpg


El esquinero Javier Arenas (35), cubre al ala cerrada Kory Sperry durante las actividades organizadas el miércoles, fue intercambiado a los Cardenales por el fullback Anthony Sherman al inicio de esta temporada baja.


Después del mini campamento inicial bajo la dirección del nuevo entrenador Andy Reid en Kansas City, Javier Arenas no vio futuro ahí.

"Sentí que me rezagaron, para explicarlo simple y llanamente," dijo el esquinero. "Le expresé eso a la gente que necesitaba expresárselo, de una manera sutil."

Después de eso, ser intercambiado no fue necesariamente una sorpresa. Sin embargo, para Arenas, el acuerdo que lo envió a Arizona "fue la parte que lo sorprendió."

Los intercambios no son necesariamente poco comunes en la NFL, pero teniendo en cuenta la cantidad de transacciones que se dan en toda la liga, no son frecuentes. Intercambiar un jugador por otro jugador – como en el caso de Arenas que fue intercambiado por el fullback Anthony Sherman – son relativamente raros.

La mayor parte del tiempo, el movimiento de jugadores en la NFL está delineado de dos maneras: vía agencia libre, o después que un jugador es despedido (convirtiéndose, entonces, en un agente libre que en algunos casos puede ser preocupante si no tiene el estatus de veterano.) Las razones son simples. Con el tope salarial, la mayoría de los equipos que buscan redimirse de un jugador prefieren una selección del draft a cambio y re-abastecerse con talento menos costoso. Y, de cualquier manera, la mayoría de los equipos no quieren asumir el salario de un veterano a cambio.

A diferencia del baloncesto o del beisbol profesional, la realidad de ser enviado a algún lugar, en cualquier momento no es una amenaza sobre la cabeza de los jugadores de la NFL. (Ser recortado, eso si es mucho más que una amenaza, debido a los contratos no garantizados.) Es por eso, que en la actual lista de 90 hombres de los Cardenales, solamente cuatro jugadores han sido alguna vez intercambiados durante su carrera, y tres de ellos sabían que eso venía, porque ellos mismos pidieron ser intercambiados de alguna manera.

Arenas llegó desde Kansas City a principios de esta temporada baja. El mariscal de campo Carson Palmer ha sido intercambiado dos veces, la más reciente a Arizona después que los Raiders decidieron ir por juventud. El mariscal de campo Drew Stanton fue enviado a los Potros el año pasado después de pasar una semana con los Jets justo en el momento de la Tebow-manía. Y el safety Jonathan Amaya quien fue el jugador que los Delfines enviaron a Nueva Orleans para adquirir el corredor Reggie Bush en el 2011.

En el acuerdo de Amaya, los Santos querían controlar a dónde Bush iría a parar más que perseguir una compensación (los equipos también intercambiaron selecciones de sexta ronda en el draft del 2012). No obstante, Amaya fue sorprendido, se preparaba para realizar sus trabajos de acondicionamiento previos al campamento luego que finalizó el paro laboral  en el 2011, cuando fue llamado a la oficina principal.

"No tenía ni idea," dijo Amaya. "Me llamaron de arriba y yo pensaba, '¿Qué estará pasando?" Lo que vino después todo mundo lo sabe, tres horas más tarde, estaba en un avión con rumbo a Nueva Orleans.

"Definitivamente es una experiencia. Uno no se lo espera, incluso estando en un negocio donde muchas cosas inesperadas suceden a lo largo del camino. Fue un ajuste. Pero me ayudó a crecer, como hombre y como jugador."

En cuanto a otros jugadores que también fueron intercambiados, no hubo tanta sorpresa, aunque eso no les resta drama.

Palmer fue famosamente intercambiado primero en el 2011 de Cincinnati a Oakland luego de perderse la primera parte de la temporada "retirado" frustrado con la dirección de los Bengalís. Al principio, los Bengalís dijeron que negociarían a Palmer pero parecía que se quedaría atrapado, pero cuando los Raiders sorprendentemente ofrecieron una primera y una segunda ronda del draft, Palmer fue enviado a Oakland. Palmer sabía además que probablemente sería intercambiado nuevamente esta temporada baja, y mientras que estar envuelto en la transición no fue una sorpresa, el lugar a donde iría lo fue por algún tiempo.

"Había diversos equipos que mi representante me decía estaban haciendo ofertas," comentó Palmer. "Por algunas horas fue algo así como, '¿En serio? ¿Dónde? ¡Qué bien! "Pero a medida que las cosas realmente se fueron materializando me di cuenta que Arizona haría que las cosas sucedieran y eso fue emocionante."

El intercambio de Stanton causó asombro más que nada debido a las circunstancias que lo rodearon. Siguió cuidadosamente su destino durante la agencia libre en el 2012, estableciéndose finalmente con los Jets de Nueva York (y dejando de lado una visita a Kansas City) porque le gustó lo que le dijeron.

Unos días más tarde, los Jets intercambiaron a Tim Tebow, y las suposiciones de Stanton fueron correctas "el panorama había cambiado tal y como me dijeron que sucedería."

Stanton dijo que los Jets fueron muy "gentiles" al intercambiarlo con Indianápolis, un lugar a donde él quería ir. Resultó perfecto, porque Stanton forjó una relación con Bruce Arians que lo llevó a lograr su contrato como agente libre con los Cardenales.

"Lo más difícil acerca de ser intercambiado es que sólo tienes unas cuantas opciones para dictaminar a donde irás," dijo Stanton. "Cuando eres agente libre quieres asegurarte que estás buscando entre todas las opciones posibles para ver cuál es el mejor. Uno está en el asiento del conductor. El aspecto de las negociaciones, fue único."

Arenas pudo haber entendido que no estaría en Kansas City, pero no imaginó a los Cardenales como un destino. Eso sin duda lo impulsó. Los Jefes no querían a Arenas y los Cardenales iban a liberar a Sherman si es que no lograban encontrar a un socio para realizar el intercambio.

La negociación funcionó bien para ambos equipos y Arenas cree que todo salió bien para él también.

"Es una de las mejores cosas que ha sucedido en mi carrera en la NFL," dijo Arenas. "Te hace dar un paso atrás y mirar el panorama completo. Soy afortunado por estar todavía en la liga, tengo una nueva oportunidad, pertenezco a un equipo que quiere que sobresalga y que juegue, así que aunque el intercambio fue impactante fue el causante de la oportunidad que ahora tengo."

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.

Related Content

Advertising