Arizona Cardinals Home: The official source of the latest Cardinals headlines, news, videos, photos, tickets, rosters and game day information

Introducción al tope salarial

Con toda la discusión en los últimos días sobre Larry Fitzgerald, su contrato y el tope salarial, parece prudente tocar algunos puntos sobre el tope salarial, cómo funciona, y el significado de algunos de los términos que se manejan con mayor frecuencia.

– El tope salarial, en términos simples, es el límite, en dólares, la suma total que pueden costar los jugadores para cada equipo cada temporada. El tope proyectado para cada equipo (que debe estar definido cerca a la fecha en la que se inicia la agencia libre) en el año 2014 según informes, es de alrededor de $126 millones. Los equipos, a través de ciertas estrategias, pueden trasladar algo del espacio del tope salarial no utilizado el año anterior, es por eso, que esa cifra podría ser un poco más elevada para algunos equipos.

– En la temporada baja, la cifra del tope salarial de un equipo está determinada por las primeras 51 cifras en la alineación. Una vez que comienza la temporada regular, cada cifra en el tope de todos los jugadores — los 53 en la alineación, los ocho en la escuadra de entrenamiento y cualquier individuo en la reserva de lesionados — cuentan contra el tope salarial.

– El salario de un jugador contará contra el tope cada temporada, aunque se trate de una parte prorrateada de una bonificación. Digamos que un jugador firma un contrato de tres años por un salario de $2 millones cada año, y que obtiene una bonificación por firmar de $ 3 millones. Él estaría recibiendo $5 millones en dinero real el primer año — el salario más el cheque de bonificación — pero su cifra en el tope salarial en su primer año sería de $3 millones ($2 millones de salario, más $1 millón en bonificación prorrateada.)

ACTUALIZACIÓN: Una bonificación puede ser prorrateada durante los primeros cinco años de un contrato. Esa es la razón por la que, antes de esta última reestructuración, Fitzgerald no tenía dinero prorrateado por concepto de bonificación en su contrato más allá de la temporada del 2015. Debido a que firmó un acuerdo de ocho años en el 2011, la parte de la bonificación prorrateada sólo funciona durante las primeras cinco temporadas.

– Las cifras en el tope salarial pueden disminuirse, como sucedió en el caso de Fitzgerald. Su cifra en el tope salarial estaba programada para ser de poco más de $18 millones, incluyendo un salario de $12.75 millones en el 2014 y alrededor de $6 millones en varias bonificaciones prorrateadas. Los Cardenales convirtieron $11.75 millones de esos $12.75 programados en salario en una bonificación para Marzo. Fitzgerald se beneficia porque en lugar de recibir esos $12.75 millones de dólares repartidos entre la semana 1 y la semana 17 en sus cheques de pago durante la temporada empezado en Septiembre (que es la forma como los jugadores reciben sus salarios, únicamente durante la temporada), recibirá $11.75 millones en un solo cheque en Marzo. Los Cardenales se benefician porque ahora, que el salario de Fitzgerald se redujo a $1 millón y los $11.75 millones prorrateados a lo largo de los cinco años restantes de su contrato existente se esparcirán. Eso rebaja por ahora $9.4 millones de la cifra del tope salarial de Fitzgerald, pero agrega otros $2.35 millones a su cifra en el tope salarial en cada uno de los últimos cuatro años del contrato (esto debido cada uno de esos cinco años absorbe $2.35 millones de los $11.75).

– Cuando se habla de un jugador ajustando su contrato, hay básicamente cuatro caminos que pueda tomar: El jugador puede llegar a un acuerdo totalmente nuevo, donde nunca se convierte en agente libre, pero el equipo anula su contrato existente y lo intercambia por uno mejor. El jugador puede obtener una extensión, que normalmente mantiene el acuerdo en  su lugar durante el año en curso pero conlleva a más años y otros agregados, por lo general, una bonificación por firmar. El jugador puede reestructurar, que es lo que Fitzgerald hizo. El dinero sigue siendo el mismo, y, esencialmente, el papeleo se utiliza para ajustar como se distribuirá el dinero (y cuando se pagará) de tal manera que disminuya/incremente la cifra en el tope salarial. Y por último está la reducción salarial, que es exactamente como suena. De vez en cuando, los jugadores están dispuestos a aceptar recortes salariales — reducciones de salario — que, obviamente, disminuirán la cifra del tope sin futuros impactos al límite salarial.

– Dinero muerto es el impacto al tope salarial que deja un jugador una vez que ya no es parte de la alineación. Es algo que idealmente todo equipo quiere evitar, a pesar de que es casi imposible no tener absolutamente nada de dinero muerto. Incluso un novato no reclutado en el draft con una pequeña bonificación por firmar deja algo de dinero muerto si es recortado.

– Se entiende por dinero muerto básicamente todo el dinero sobrante prorrateado que aún no ha sido utilizado. Con Fitzgerald, por ejemplo, si fuera recortado (o intercambiado) después de esta temporada, su dinero muerto comenzaría en $9.4 millones de espacio en el tope, o los cuatro años restantes de dinero por bonificación prorrateada por su reestructuración al inicio de esta semana. Eso no incluye su otro dinero por bonificación prorrateada que ya tiene (lo que llevaría su cantidad de dinero muerto a más de $14 millones la próxima temporada.)

– El dinero muerto casi siempre impacta el tope la primera temporada y luego eso termina. La excepción se da cuando un jugador es recortado antes del primero de Junio — o es designado como un despido previo al 1ro de Junio — en cuyo caso el equipo asume el impacto del valor de una temporada en el Año Uno y el resto de la temporada subsecuente. Por ejemplo, Adam Snyder fue recortado la temporada pasada con $4 millones de dólares en dinero muerto, y cuatro años más de contrato. Los Cardenales lo convirtieron en un recorte previo al 1ro de Junio, lo que significa que sólo tuvieron que asumir un impacto de $1 millón en el 2013 (prorrateado lo que restaba.) Este año, sin embargo, los Cardenales absorbieron la mayor parte de los $3 millones restantes en dinero muerto de Snyder.

– Estos son los básicos. Para profundizar más en el tema del tope salarial, esta página es bastante buena.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising