Arizona Cardinals Home: The official source of the latest Cardinals headlines, news, videos, photos, tickets, rosters and game day information

Nada Rutinario Para Housler

nadarutinario.png


El ala cerrada Rob Housler realiza una atrapada durante una práctica reciente dentro de las actividades organizadas por el equipo.


Los rayos solares caen verticalmente sobre los jugadores cada día durante las actividades organizada y los ejercicios son prácticamente los mismos día tras día.

Rob Housler no deja de aprender de esa experiencia.

"Aprecio el tiempo que he estado aquí," dijo el ala cerrada de segundo año. "No se trata de lo rutinario. Más bien se trata de las oportunidades para trabajar en tu juego."

Esas posibilidades no se presentaron el año pasado, cuando Housler fue seleccionado en la tercera ronda del draft y privado ​​del aprendizaje de la temporada baja debido al paro laboral. Las posibilidades fueron limitadas también en la temporada regular, cuando el producto de la Universidad Atlántica de Florida se perdió cuatro partidos debido a una lesión en la ingle y perdió tiempo valioso no sólo para mejorar sino que además para mejorar su estabilidad en la lista de respaldo.

Los Cardenales tienen a varias alas cerradas que regresan, desde los veteranos Todd Heap y Jeff King hasta el otrora seleccionado de séptima ronda Jim Dray. Pero es Housler el que se supone que representa el futuro, un potencial atrapa-pases una pesadilla para afrontar – con énfasis en potencial.

"Era muy verde, muy atlético," dijo Heap. "Tiene varios de los intangibles que uno desea. Uno hace su mayor salto del primer año al segundo, y en eso es en lo que estamos trabajando con él."

El puesto de ala cerrada ha estado por largo tiempo en un proceso de cambio constante para la franquicia. Es por eso que Housler fue seleccionado en el draft el año pasado, un joven para ser preparado como el receptor del grupo. King fue por mucho tiempo un blanco en la agencia libre y los Cardenales se lanzaron sobre él tan pronto como pudieron después del paro laboral, pero repentinamente Heap estaba disponible después de haber sido recortado por Baltimore y los Cardenales lo trajeron a bordo también.

En teoría, habría que dejar que Housler se desarrollara lentamente. Pero Heap por su lado tuvo problemas con lesiones, batallando contra un tendón de la corva que lo mantuvo fuera por seis partidos, y cuando Housler fue requerido, él también se encontraba fuera de circulación.

"Esta liga se trata de confiabilidad, responsabilidad y disponibilidad," dijo el entrenador de alas cerradas Freddie Kitchens. "Si no tienes esas tres cosas, el resto no importa. Esperemos que todo eso haya mejorado y que sea posible que su capacidad tome el control."

Housler terminó con sólo 12 recepciones para 133 yardas, su año estuvo más marcado por su lesión y por un par de conexiones donde se encontraba completamente desmarcado, pero erró el mariscal de campo Kevin Kolb al inicio de la temporada, ambas debieron haber sido touchdowns.

"El año pasado estaba decepcionado de mí mismo, pero fue un buen proceso de aprendizaje," dijo Housler. "Fue frustrante. Traté de mantenerme saludable en la universidad y las lesiones son frustrantes, especialmente cuando estás tratando de aprender todo y jugar un alto nivel. Pero creo que eso me fortaleció mentalmente."

Kitchens dijo que no ve Housler como jugador de segundo año en proceso de desarrollo, sino como un veterano. En el mundo de la NFL donde las alas cerradas como Rob Gronkowski, Jimmy Graham y Aarón Hernández se han revelado como jugadores responsables de marcar la diferencia, a los Cardenales les encantaría que Housler generara atención por el mismo.

Sin embargo, eso todavía esta por demostrarse. Su tiempo en la Universidad Atlántica de Florida lo hizo probablemente comenzar un poco más atrás, reconoció Kitchens, porque no requería saber mucho y no tuvo que perfeccionar mucho su técnica. Su talento físico se hizo cargo de la mayor parte de eso.

"Muchas veces, en la liga para la que él jugó, podía superar rivales con velocidad," dijo Kitchens. "Tiene una excelente velocidad, pero va en contra de defensores profundos con la misma velocidad, uno tiene que ser capaz de superarlos con la técnica."

Housler sabe que todavía está aprendiendo. Pero no va a utilizar su experiencia como una muleta tampoco, ya sea tratándose de su escuela o el hecho de no tener mucho tiempo de preparación como novato.

"No se trata de la universidad a la que fuiste, es lo que haces en este nivel," dijo Housler. "Todo depende de mí.

"Espero mucho este año."

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.

Related Content

Advertising