Arizona Cardinals Home: The official source of the latest Cardinals headlines, news, videos, photos, tickets, rosters and game day information

Temporada De Cardenales Termina Con Áspera Derrota En Postemporada

No lograron mantener la ventaja mientras la ofensiva batallaba, el debacle en el tercer periodo definió el final en la ronda de comodines.

Temporada-De-Cardenales-Termina-Con-spera-Derrota-En-Postemporada.jpg


El corredor Marion Grice se estira sobre la línea de gol para conseguir el touchdown durante la derrota de los Cardenales 27-16 el sábado en Carolina.


CHARLOTTE, C.N. – Los Cardenales lograron hacerlo funcionar por cierto tiempo, al perder pilares defensivos y ofensivos y no solo uno, sino dos mariscales de campo.

Sin embargo, eventualmente, solo fue cierta magia bajo el lema "El siguiente hombre" al que se logró generar.

"El final nunca es divertido," dijo Bruce Arians, con unos ojos un poco llorosos después de la derrota del sábado de Cardenales ante las Panteras de Carolina, 27-16, en la ronda de comodines. "Uno nunca quiere que una temporada con tantos logros y obstáculos superados termine así. No sé si alguna vez he estado tan orgulloso de un grupo de individuos que sale al campo y da todo semana a semana.

"Nosotros mismos nos echamos fuera. Simplemente no hicimos suficientes jugadas en la recta final de partido."

En la neblina y el lodo del estadio Bank of América, los Cardenales lideraban el juego hasta el medio tiempo pero nunca generaron suficiente ofensiva. Una serie de laterales en la jugada final condujeron a la pérdida de 20 yardas y dejaron a

los Cardenales con solamente 78 yardas totales a la ofensiva en el partido – la cifra más baja en un partido de postemporada en la historia de la NFL.

Mientas Arians aludía que las oportunidades estuvieron ahí, esa era la razón por la que los vestidores estaban tan silenciosos después del juego.

"Después de todo lo que hemos pasado como equipo, saber que no todos van a regresar, eso es lo que más duele," dijo el profundo Tony Jefferson.

Los cambios están por venir, como en cada temporada baja. Incluso el receptor Larry Fitzgerald cuyo voluminosa contrato obligará a tomar una decisión en las próximas semanas para saber si se queda en Arizona, fue cuestionado acerca de su futuro.

"En el sabor de la derrota, eso es en lo único que puedo pensar ahora," dijo Fitzgerald. "Estoy orgulloso de los compañeros de estos vestidores."

Quizá pudo haber sido diferente sin ese desastroso tercer periodo, en el que con una secuencia de jugadas deshicieron lo que hasta ese momento habían conseguido. Alentados por una victoria en la batalla de las pérdidas de balón  – incluida una intercepción del esquinero Antonio Cromartie que fue devuelta hasta la yarda 17 de Carolina, preparando la escena para una anotación – Los Cardenales tuvieron la ventaja 14-13 hasta el medio tiempo y forzaron a un despeje en su primera posesión en la segunda mitad.

Pero el despeje atrapó a los Cardenales en su propia yarda 8. En tercera oportunidad y 10, Lindley lanzó un pase profundo al receptor Michael Floyd, quien estaba desmarcado pero fue detenido al inicio de la jugada. Y ante el disgusto de Arians, no hubo pañuelo.

"Creo que todos lo vieron, excepto los hombres con camisetas rayadas,"  dijo Arians, quien agregó, "sin embargo no soltaron el balón ... no perdieron el partido."

Eso se presentó poco después. El pateador de despeje Drew Butler, tuvo un juego mediocre promediando 35 yardas por despeje entregándole el balón a las Panteras en espacios muy cortos, especialmente uno de solamente 31 yardas. Las

Panteras inmediatamente hicieron una anotación de 39 yardas cuando el otrora corredor de los Cardenales Fozzy Whittaker recibió un pase pantalla rompiendo un par de tackleadas para obtener ventaja de 20-14. En la devolución de la patada de salida, Ted Ginn soltó el balón, y las Panteras lo recuperaron en la yarda 3 de Arizona. Ayudado por una controversial interferencia de pase de Jefferson en tercera oportunidad sobre el ala cerrada Greg Olsen, Carolina consiguió la anotación.

"No recuerdo haberlo tocado, ese fue una parte crucial en el partido," dijo Jefferson.

El marcado repentinamente estaba 27-14, y los Cardenales nunca lograron acercarse.

Hubo un breve momento en que la esperanza abundaba, cuando el profundo Rashad Johnson recogió un balón que a simple vista parecía un pase incompleto de Cam Newton. Pero fue declarado como balón suelto, y Johnson lo regresó hasta la yarda 8 de Carolina. Con más de 10 minutos por jugarse, los Cardenales pudieron haber hecho daño con una anotación.

En vez de eso, el mariscal de campo Ryan Lindley forzó un pase a Fitzgerald en la primera jugada. El apoyador Luke Kuechly estaba parado justamente frente a Fitzgerald para una fácil intercepción. Y eso fue todo.

"Algunas veces debes comerte una jugada," dijo Lindley. "No puedes forzar cosas como esa."

Lindley no regaló el balón en la primera mitad pero eso cambio para la segunda. Su pase de una yarda para touchdown al inicio del partido al ala cerrada Darren Fells perdió lucidez luego de sus dos intercepciones en la segunda mitad. Lindley completó 16 de 28 pases para solo 82 yardas. Los Cardenales corrieron para solo 27 yardas en 15 intentos.

Nunca fue lo ideal para los Cardenales tener a su tercer mariscal de campo en la postemporada, ante la pérdida de Carson Palmer y Drew Stanton que claramente se resintieron.

"Existe decepción, independientemente de las circunstancias o la situación en la que estábamos hace seis u ocho semanas atrás, no importa estamos obligados a ganar juegos," dijo Lindley. "No hicimos eso."

"Debes buscar algo positivo de todo esto … la única parte difícil es que hay 52 colegas que no volverán a jugar juntos."

Las Panteras tuvieron 123 yardas terrestres cortesía del corredor Jonathan Stewart además se sobrepusieron a una errática actuación de Cam Newton (18 de 32 para 198 yardas, dos anotaciones y la intercepción de Cromartie.) No obstante, los Cardenales solamente tuvieron un pensamiento al final del partido, y fue acerca de si mismos.

"Durante todo el mes de Diciembre, (la defensiva) dejó caer al equipo, sobre todo los frontales," dijo el veterano apoyador Larry Foote. "Esta es la parte decepcionante. Los jugadores jóvenes deben aprender de esto, no importar lo que hiciste en los primeros dos meses de la temporada, debes salir a cumplir, semana a semana."

Los Cardenales pudieran terminar con algunos cambios significativos dependiendo de la forma en la que el gerente general Steve Keim termine orquestando la temporada baja. Por si sola la agencia libre afectará a algunos veteranos claves como Foote, el ala defensiva Tommy Kelly, el apoyador Sam Acho, el guardia Paul Fanaika y el esquinero Antonio Cromartie.

Eso no incluye las posibles decisiones sobre algunos otros jugadores, incluyendo los que tienen un gran contrato como Fitzgerald o el tackle defensivo Darnell Dockett.

Sin embargo Arians destacó lo que el equipo logró durante esta temporada, no en lo que falló. Dijo "nunca compramos"  la idea de que las lesiones le robarían a los Cardenales la posibilidad de un largo viaje en la postemporada.

"Debemos armar planes de juegos para ganar y pedirle a los jugadores que hagan cosas que ellos saben que son capaces de hacer para ganar partidos," dijo Arians.

Y se negó a mirar que la temporada se vio afectada por la lesionas, más que por las oportunidades no aprovechadas.

"Estos hombres se sobrepondrán," dijo Arians. "Fue una gran temporada. No nos perdimos ninguna otra oportunidad más que la de no anotar ese touchdown cuando debíamos."

Images from the wild card matchup in Carolina


This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising